Mascarillas para la piel y el cabello

Una mascarilla para la piel y el cabello consiste en una capa de productos cosméticos que se aplica sobre la piel o el cabello con una finalidad estética. Hay diferentes tipos de mascarillas para la piel y el cabello con diferentes efectos y para diferentes propósitos, tales como limpieza profunda, curación de acné, revitalizante, hidratación de la piel, atenuar las líneas de expresión o exfoliar las células muertas, entre otros.

Mascarillas para la piel y el cabello

Qué son las mascarillas para la piel y el cabello

Una mascarilla es una mezcla, generalmente con una consistencia de pasta, que se aplica en forma de capa gruesa sobre la piel o el cabello dejándola actuar durante un cierto tiempo, y que se usa con finalidades estéticas o curativas.

Las mascarillas para la piel y el cabello pueden ser preparadas con ingredientes naturales o bien ser productos cosméticos adquiridos en tiendas, clínicas, estéticas, etc. Entre los ingredientes de mayor uso para mascarillas figuran el barro o arcilla, miel, aceites naturales, avena, huevo, aloe vera, frutas, manzanilla, siliconas, sustancias dermoabrasivas, etc.

Las mascarillas, tanto para piel como para el cabello, se usan con diferentes fines, tales como hidratar, restaurar, como exfoliantes, etc., dependiendo de las necesidades de cada caso en particular. Por lo general se aplican después de una limpieza profunda y se dejan actuar por algunos minutos, que pueden ser aprovechados para relajarse y así obtener aún mejores resultados. Transcurrido el tiempo necesario se enjuagan y se procede a aplicar los tratamientos de costumbre, ya sea en el cabello, el cuero cabelludo, el rostro, el cuello, las manos, los pies, el cuerpo, etc.

Tipos de mascarilla para el rostro:

  • Hidratantes y/o nutrientes para hidratar la piel seca.
  • Mascarillas para equilibrar la piel mixta o grasa.
  • Para limpiar poros obstruidos (eliminar puntos negros y/o blancos).
  • Mascarillas astringentes en caso de poros muy abiertos.
  • Mascarillas antiacné.
  • Para pieles maduras ayudan a desvanecer las líneas de expresión y las arrugas.
  • Exfoliantes para eliminar las células muertas dando luminosidad al rostro.
  • Reafirmantes para tonificar la piel dando una apariencia de mayor definición y firmeza del rostro gracias a su efecto tensor.
  • Aclarantes para ayudar a desvanecer las manchas.

Las mascarillas para manos y/o para pies ayudan a eliminar asperezas y callosidades, y suavizan la piel. Algunas contienen ingredientes para eliminar las manchas producidas por el sol y la edad.

Algunas mascarillas se retiran con agua o con la ayuda de toallas húmedas, mientras que otras se secan formando una película que simplemente se retira tirando de ella. A este tipo de mascarilla se le conoce como peel-off.

Las mascarillas para el cuerpo generalmente son mascarillas hidratantes, exfoliantes, suavizantes o reafirmantes, para mantener la piel del cuerpo con una apariencia suave y joven por más tiempo.

Las mascarillas para el cabello ofrecen nutrientes que ayudan a conservar o a mejorar el brillo y la sedosidad permitiendo también un mejor manejo y evitando la caída o rotura. Algunas mascarillas de tipo comercial o profesional ofrecen la restauración del cabello maltratado mientras que otras prometen acelerar su crecimiento y algunas más aseguran eliminar la caspa. En muchos casos los fabricantes se esmeran en elaborarlas únicamente con ingredientes naturales que tradicionalmente se han utilizado para el embellecimiento, aunque por lo general también incluyen otras sustancias.

Los comentarios están cerrados.