Sistemas de almacenamiento para cámaras de video

A la hora de decidir qué videocámara adquirir, junto con factores técnicos como las prestaciones ópticas, tipo de objetivo, zoom óptico, zoom digital, duración de la batería o sensibilidad CMOS, debemos tener en cuenta el sistema de almacenamiento que emplea la cámara de video, disponiendo de varias opciones, como cinta miniDV, disco duro, tarjeta de memoria o DVD.

Sistemas de almacenamiento para camaras de video

Sistemas de almacenamiento para videocámaras

Hasta hace pocos años, al momento de elegir qué tipo de videocámara adquirir, se tenían en cuenta fundamentalmente las especificaciones funcionales y técnicas de las mismas, tales como la marca del objetivo, zoom óptico, batería, zoom digital y la sensibilidad CMOS, entre otros tecnicismos.

Actualmente, el mercado tecnológico ofrece una amplia gama de videocámaras con distintos sistemas de almacenamiento para video, acordes con los gustos de los consumidores, que ahora se fijan tanto en este aspecto, por la tendencia masiva de conservar contenidos, como en las especificaciones técnicas y funcionales.

De este modo, los principales sistemas de almacenamiento para cámaras de video disponibles para usuarios y consumidores son los siguientes:

  • Videocámaras con cinta miniDV: es un sistema de grabación de video digital. Durante años fue el sistema de grabación y almacenamiento para cámaras de video más usado del mundo. Se trata de un sistema económico en relación a cámaras similares, además de ser compacto y ofrecer la regrabación indefinida en el mismo soporte de almacenamiento. Su soporte es mecánico, por lo que cuenta con una resistencia inferior a los soportes digitales. Otra de sus desventajas es que para la edición de video almacenado requiere de conexiones de cable y un largo proceso para transferirlo al ordenador.
  • Videocámaras con DVD: los soportes de almacenamiento para cámaras de video ópticos han dado paso a la instauración de sistemas de almacenamiento en formato DVD en las videocámaras. Este sistema permite una grabación directa en formatos que los PC y reproductores de DVD pueden leer sin conexiones de cable. Se trata de un sistema de almacenamiento de cámaras de video más caro que el anterior, además de que no suelen ser regrabables. Su resistencia a las roturas es baja.
  • Videocámaras con disco duro interno: este sistema de almacenamiento para cámaras de video es similar al utilizado por los PC, lo que le permite prescindir de sistemas externos de guardado, ya que el disco duro interno cumple con esa función. La transferencia de la información al PC es sencilla y sólo requiere un cable USB. La capacidad de regrabación y almacenamiento se reactiva desde el momento en que se transfiere la información a la PC, y se borra la almacenada en el disco duro. Cuenta con una capacidad de almacenamiento de entre 30 y 150 GB de memoria, y permite grabar con audio digital 5.1. Estas videocámaras son más costosas que los modelos anteriores.
  • Videocámaras con tarjeta de memoria: dispone de un sistema de almacenamiento para cámaras de video basado en memoria flash, que se caracteriza por ser muy compacto, sustentado en el tamaño del soporte de almacenamiento. Puesto que prácticamente no tiene límites en cuanto al tiempo de grabación, dado que basta con cambiar la tarjeta de memoria flash, y que su precio disminuye cada día, el almacenamiento en tarjetas de memoria flash puede considerarse el soporte del futuro.

Los comentarios están cerrados.