Estabilizadores de cámara

Un estabilizador de cámara es un dispositivo que permite llevar la cámara de video atada al cuerpo del operador mediante un arnés, de tal manera que compensa los movimientos de la cámara, estabiliza las imágenes y proporciona planos subjetivos. Aunque existen diversos tipos de estabilizadores de cámara, el Steadicam da nombre al producto porque fue el primero en comercializarse.

Estabilizadores de camara

Qué son los estabilizadores de cámara

La claridad y nitidez de las imágenes está íntimamente relacionada con la estabilidad de la cámara en el trabajo de captura de las mismas, por lo que estabilizar la cámara influye decisivamente en la calidad del producto audiovisual final.

Del mismo modo, las capturas sin movimientos indeseados disminuyen significativamente el trabajo de retoques y ajustes post-producción.

En el año 1976 Garrett Brown inventó un mecanismo para paliar los movimientos que se producen frecuentemente en muchas situaciones durante las filmaciones y que tienen que ver con el contexto de grabación. Así nacieron los estabilizadores de cámaras, conocidos como steadicam, nombre comercial del primer estabilizador de cámara, consistentes en un mecanismo de suspensión con un soporte para la ubicación de la cámara y con un sistema de contrapesos.

El elemento principal de los estabilizadores de cámaras es un brazo flexionado sobre el que se monta la cámara o cámaras, así como los sistemas de contrapesos. Estos estabilizadores se adaptan con un brazo iso-elástico que funcionará adosado al cuerpo del camarógrafo a través de un chaleco, todo con el fin de aumentar el tiempo de captación de las acciones y sus movimientos durante tomas más largas.

El sistema es indiscutiblemente óptimo para lograr el objetivo de estabilizar tomas largas, pero implicará un peso sobre la cintura del camarógrafo, lo que hará que durante las tomas de escenas trepidantes, éste se vea obligado a descansar, lo que retrasará el avance del film o documental.

A partir de su invención, grandes producciones cinematográficas se valieron del método de Brown que se implementó sistemáticamente en las escenas de Rocky, Marathon Man y El resplandor, entre otras. A partir de principios de los 80, y considerando los resultados satisfactorios del steadicam, se empezó a utilizar sistemáticamente en producciones televisivas y cinematográficas.

La consolidación de los estabilizadores de imágenes dio lugar a otras alternativas con diversas variantes pero con la misma base y objetivos. En este marco aparecieron los estabilizadores de cámara Glidecam, Bodycam, FlightStick, Handyman, Artemis, Eemov y Snorricam.

Los comentarios están cerrados.