Cinta para el cuello multifunción

Una cinta para el cuello multifunción, también llamada cinta tubular o buff, es una prenda que consiste básicamente en un tubo textil sin costuras, que se emplea principalmente para cubrir el cuello, aunque se puede usar también como pañuelo, venda, gorro, muñequera y otras variaciones. Una cinta tubular resulta muy versátil para el ciclista, ya que en verano bajo el casco empapa el sudor, mientras que en invierno abriga el cuello.

Cinta para el cuello multifuncion

Características de las cintas para el cuello multifunción

La cinta para el cuello multifunción es una prenda de abrigo, que se emplea, al igual que la bufanda, para cubrir el cuello, pero a diferencia de ésta que es abierta, el buff es una prenda cerrada, de forma tubular y sin costuras.

La cinta para el cuello, conocida también bajo otros nombres como cinta tubular, buff y algunos otros, es una prenda textil en forma de un simple tubo. Puede tener diferentes medidas y es para ser usada en la cabeza, en el cuello o bien para cubrir parte del rostro y cuello. Se usa como protección contra el viento, el polvo, el frío, la contaminación y los rayos del sol.

Además de su uso básico como bufanda para abrigar el cuello y evitar la entrada de aire frío por la parte superior de la chaqueta, los buff pueden ser usados de diversas maneras, por ejemplo como gorro, pañuelo, venda, mascarilla o muñequera, entre otras.

La cinta para el cuello multifunción siempre resulta muy útil y polivalente por sus numerosas aplicaciones, ya que puede servir para abrigarse, recoger frutas, sujetar el pelo o taponar una herida.

Los materiales con que están elaborados los buff son de muy avanzada tecnología, y es debido a ello que además de proporcionar la protección necesaria en diferentes condiciones ambientales, brindan un gran confort al usuario. Estas cintas para el cuello deben ofrecer propiedades como la extracción de la humedad para mantener la piel seca, y a su vez secarse rápídamente. Una de sus principales características es que pueden usarse cubriendo la nariz en cualquier tipo de clima, permitiendo respirar cómodamente y sin que se humedezcan al exhalar.

Para bajas temperaturas existen en el mercado cintas para el cuello multifunción en materiales térmicos y microfibra. Algunas están confeccionadas en sistema multicapas, de manera que tienen también cualidades cortavientos. Algunas son de materiales tipo forro polar y pueden estar combinados también con lana, que es un material que goza de gran aceptación ya que además de ser suave evacúa la humedad, es térmico y tiene cualidades antibacteriales por lo que controla con mucha eficacia los malos olores.

Existen modelos que emplean un único tejido en toda su largura, así como modelos que combinan un tejido fino con una continuación de un material más abrigado, como forro polar o lana. Algunos modelos combinan gorro y cinta, ya que incluyen en un extremo un cordón de cierre que transforma la cinta tubular en gorro.

Las cintas tubulares para el cuello pueden ser de diversos anchos y largos según las necesidades y preferencias de los usuarios, y las hay para bebés, niños, jóvenes, mujeres y hombres. Se fabrican en diferentes colores y estampados y las formas de portarlas pueden ser muy variadas.

En el ámbito del ciclismo la cinta para el cuello o buff es muy popular por su gran polivalencia, ya que en verano bajo el casco empapa el sudor, mientras que en invierno abriga el cuello. Existen diseños que cuentan incluso con franjas de material reflectante para ofrecer mayor visibilidad. Un pañuelo o bandana, aunque no es tan versátil, también nos puede servir de manera similar.