Bronceado sin sol

El bronceado sin sol consiste en conseguir un oscurecimiento de la piel similar al obtenido con la exposición al sol pero sin someterse a la radiación ultravioleta, evitando así los riesgos asociados a tomar el sol, como quemaduras, envejecimiento prematuro, cáncer de piel y daños en los ojos.

Bronceado sin sol

Qué es el bronceado sin sol

El bronceado sin sol se caracteriza por producir una coloración en la piel similar a la obtenida con la exposición a la radiación ultravioleta, pero sin detonar la producción de melanina.

Para muchas personas es de suma importancia lucir un perfecto bronceado, pero existe siempre el temor a sufrir quemaduras por las radiaciones UV, a las arrugas prematuras y al cáncer.

Además, el ajetreo de la vida cotidiana tampoco deja mucho tiempo libre para broncearse naturalmente y en invierno siempre se pierde el color de la piel. Ello ha motivado la proliferación de productos para obtener un bronceado perfecto sin riesgos para la salud.

El bronceado sin sol es cada día más popular y continuamente surgen innovaciones para obtener mejores resultados.

Actualmente se puede recurrir a diversos métodos de bronceado sin sol.

  • Cabinas de bronceado por rociado: han adquirido mucha popularidad ya que el resultado dura varios días. El tratamiento consiste en rociar el cuerpo con DHA (dihidroxiacetona) que al interactuar a nivel superficial con las células muertas produce un cambio de tonalidad que puede durar varios días. Se debe aplicar en cámaras cerradas y con protección para ojos, labios y contra la inhalación del rociado.
  • Rociado con aerógrafo: es otro método de bronceado sin sol muy extendido. Es más seguro que la cabina aunque es más costoso. Un técnico especializado cubre las mucosas, ojos y boca para rociar DHA. El resultado es uniforme y la intensidad del tono se alcanza dentro de las siguientes 24 horas, y también dura varios días.
  • Autobronceadores en spray o crema: son hechos a base de derivados vegetales que actúan sobre las capas superficiales de la piel, obteniendo buenos resultados.
  • Productos bronceadores con colorante temporal: generalmente desaparecen con agua y jabón.
  • Píldoras bronceadoras: contienen sustancias de color similares al betacaroteno que da color a verduras como la zanahoria, aunque todavía no se ha comprobado su efectividad y seguridad.

Sea cual sea el método de bronceado sin sol escogido, se recomienda exfoliar la piel antes de la aplicación.

Los comentarios están cerrados.