Guía de compra PDA

Una PDA (Personal Digital Assistant, Asistente digital personal) es un dispositivo multi-función que sirve como organizador personal, teléfono móvil, navegador de Internet, reproductor multimedia, cámara o GPS, por lo que resulta tremendamente útil y polivalente. A la hora de adquirir una PDA debemos tener en cuenta varios aspectos, como Sistema Operativo, pantalla, procesador, memoria RAM, capacidad de almacenamiento, lector de tarjetas, teclado, conectividad, teléfono móvil, GPS, cámara, audio, tamaño, peso y autonomía.

Guia de compra PDA

Guía para comprar una PDA

Veamos las principales cuestiones a tener en cuenta a la hora de adquirir una PDA:

  • Necesidades: las PDA pueden desempeñar diferentes funciones, por lo que según para qué se vaya a usar, interesarán más unas funciones que otras.
  • Sistema Operativo: los más extendidos en las PDA son Windows y Palm OS, aunque hay otras opciones, como iOS, Blackberry, Symbian o Linux. Conviene comprobar los programas que acompañan a la PDA, la compatibilidad con nuestro PC de sobremesa, el software de sincronización y la disponibilidad en esa plataforma de las aplicaciones que nos interesan.
  • Pantalla: aunque las antiguas son en blanco y negro, actualmente las pantallas de las PDA son en color, siendo un factor determinante el tamaño de la pantalla, la resolución y el número de colores.
  • Procesador y memoria RAM: cuanto mayor sea la velocidad del procesador y la memoria RAM de una PDA, más veloz será su funcionamiento, sobre todo en aplicaciones como reproducción de videos y juegos.
  • Capacidad de almacenamiento: en una PDA es muy importante la capacidad de su memoria flash interna, equivalente al disco duro de un PC, especialmente si pensamos almacenar archivos multimedia como fotos, música y video.
  • Lector de tarjetas de memoria: para disponer de capacidad de almacenamiento adicional, una PDA debe incorporar ranura para tarjetas de memoria SD, MMC o CompactFlash.
  • Teclado: en función de nuestras necesidades, elegiremos entre teclado físico o teclado virtual, sin olvidar la posibilidad de adquirir un teclado externo.
  • Conectividad por cable: es conveniente que la PDA disponga de conectividad por cable mediante conector USB o puerto serie RS-232.
  • Conectividad inalámbrica: un factor clave es una PDA es la conectividad inalámbrica, ya sea Wi-Fi para acceder a Internet, Bluetooth para conectar con otros dispositivos o IrDA.
  • Telefonía móvil: la funcionalidad de teléfono móvil y conectividad 3G en una PDA permite acceder a la red de telefonía y a Internet móvil de banda ancha.
  • GPS: resulta muy útil que una PDA lleve GPS incorporado, ya que permite que pueda utilizarse como navegador.
  • Cámara: tanto la cámara de fotos como la webcam resultan muy convenientes en una PDA, debiendo verificar la resolución, la capacidad para grabar video y la presencia de flash.
  • Audio: para poder escuchar música y grabar voz conviene que una PDA disponga de altavoces, micrófono y salida para auriculares.
  • Dock: las PDA que cuentan entre sus accesorios con una estación base o dock resultan muy funcionales, ya que el dock permite usar la PDA como ordenador de escritorio y añade puertos de expansión, teclado o soporte.
  • Tamaño y peso: dado que es un dispositivo portátil, en una PDA las dimensiones y el peso son factores a tener en cuenta. Cuantas más funciones tenga, como cámara, GPS o teclado físico, más grande y pesada será.
  • Alimentación: la autonomía y las opciones de alimentación (pilas, batería recargable, batería reemplazable, toma de red, cable USB) son factores determinantes en una PDA. Debemos tener en cuenta que ciertas funciones, como Wi-Fi, Bluetooth o GPS, presentan un gran consumo de batería reduciendo la autonomía del aparato de forma significativa.

Los comentarios están cerrados.