Proyectores: qué son, tipos y tecnologías

Los proyectores son dispositivos ópticos que proyectan imágenes o video sobre una superficie, generalmente una pantalla de proyección, utilizando una luz muy brillante y un sistema de lentes. A la hora de elegir un proyector, los principales aspectos que se deben valorar son la luminosidad, la resolución, la señal de video, la conectividad con otros dispositivos externos, el peso, el coste y vida útil de la lámpara, los altavoces, los ajustes manuales, la pantalla de proyección, la luz ambiente y el uso previsto.

Proyectores

Características de los proyectores

Los principales factores que se deben considerar para elegir un proyector son los siguientes:

  • Luminosidad: la luminosidad (medida en lumens, lm) nos permitirá tener o no luz en la sala donde proyectemos. En pantallas grandes o habitaciones con mucha luz ambiental son necesarios proyectores con una luminosidad elevada (3.000 lm o superior), mientras que para pantallas pequeñas o habitaciones con poca luz ambiental puede ser suficiente con 1.500 a 2.500 lumens.
  • Resolución: la resolución determina la nitidez de las imágenes, y las más comunes son SVGA (800×600 pixels), XGA (1024×768 pixels), 720p (1280×720 pixels) y 1080p (1920×1080 pixels).
  • Señal de video: cuantas más líneas mejor imagen obtendremos, 600 líneas de video nos proporcionarán una imagen de excelente calidad.
  • Conectividad: la conectividad del proyector (puerto serie RS-232, puerto USB, etc.) es muy importante, ya que la señal de vídeo de entrada puede provenir de diferentes fuentes, como un sintonizador TDT, un receptor de televisión vía satélite), un DVD, un ordenador personal PC, un disco duro portátil, una cámara de fotos digital o una videocámara.
  • Peso: los proyectores ligeros permiten desplazarlos con mayor facilidad.
  • Lámpara: los proyectores utilizan una luz muy brillante para proyectar la imagen, procedente de una lámpara, que es prácticamente el único consumible del proyector. Por ello, es conveniente evaluar el coste de la lámpara, las horas de vida útil, su disponibilidad y la garantía de la lámpara, que suele ser distinta a la del proyector.
  • Altavoces: la mayoría de proyectores llevan altavoces incorporados pero de baja potencia, por lo que es necesario que disponga de conexión para un equipo de sonido externo.
  • Ajustes: muchos proyectores disponen de ajustes manuales o automáticos que permiten corregir curvas de color y otras inconsistencias de la imagen.
  • Pantalla: la pantalla donde se proyectará es un factor a tener en cuenta, especialmente en proyectores de baja luminosidad.

Aplicaciones

Los proyectores tienen numerosas aplicaciones, tanto en el ámbito doméstico como académico o empresarial, por ejemplo en salas de conferencias, presentaciones, home cinema doméstico, conciertos, teatros o aulas docentes, muchas veces conectados a pizarras digitales o interactivamente con los alumnos.

Tipos de proyectores

Cuando hablamos de tipos de proyectores, se pueden mencionar en una primera aproximación dos grandes grupos:

  • Proyectores de imágenes: se emplean para proyectar únicamente imágenes.
  • Proyectores de video: generalmente proyectan tanto video como imágenes.

Por otra parte, según su tecnología podemos clasificar los proyectores en dos categorías:

  • Proyectores digitales: sirven para proyectar video o imágenes digitales, y en la actualidad han desplazado casi por completo a los analógicos.
  • Proyectores analógicos: proyectan video o imágenes analógicas. Hoy en día han quedado prácticamente obsoletos frente a los proyectores digitales.

Tipos de proyectores digitales

Dentro de los proyectores digitales podemos distinguir varios tipos:

  • Proyectores de video digital: proyectan películas de video en formato digital, y generalmente también permiten proyectar imágenes digitales. Es el tipo de proyector más común hoy en día.
  • Proyectores de fotos digitales: sirven únicamente para proyectar imágenes en formato digital.
  • Miniproyectores LED: son proyectores digitales de imágenes o video de tamaño muy pequeño que generan la imagen mediante LED (diodos luminosos). Los LED emiten menos calor y requieren menos refrigeración que las lámparas de los proyectores convencionales, lo que permite ahorrar energía, reducir el tamaño de las carcasas y que el aparato pueda funcionar con batería, además de hacer innecesaria la sustitución periódica de la lámpara.
  • Cámaras de video con proyector: algunas cámaras de video incorporan un proyector que permite visualizar los videos, aunque generalmente son de baja luminosidad (en torno a 14 lumens) y sólo son apropiadas para proyecciones de pequeño tamaño (imagen de 47 pulgadas a 2 metros de distancia).
  • Cámaras de fotos con proyector: algunos modelos de cámaras de fotos incluyen un proyector integrado de baja luminosidad que permite proyectar imágenes digitales, sirviendo tanto para mostrar las imágenes contenidas en la memoria de la cámara como para actuar como proyector universal para cualquier ordenador o dispositivo que pueda conectarse a través de USB.

Tipos de proyectores analógicos

Por su parte, los proyectores analógicos se pueden clasificar de la siguiente manera:

  • Proyectores cinematográficos: proyectan película cinematográfica.
  • Proyectores de diapositivas: se utilizan en proyecciones de diapositivas.
  • Proyectores de transparencias o retroproyector: se emplean para proyectar transparencias de mayor tamaño que las diapositivas.
  • Proyectores de opacos: proyectan la luz reflejada por imágenes opacas fuertemente iluminadas.
Tipos de proyectores

Tecnologías de proyectores

Las tecnologías de proyección en el mercado más extendidas actualmente son las siguientes:

  • Proyector de CRT.
  • Proyector LCD.
  • Proyector DLP.
  • Proyector LED.
  • Proyector laser.
  • Proyector LCOS.
  • Proyector 3D.