Fotodepilación con radiofrecuencia

La fotodepilación con radiofrecuencia es un sistema de depilación que combina la fotodepilación IPL con la radiofrecuencia, de tal manera que se pueden tratar tanto pieles oscuras como vellos muy claros, ya que la energía óptica de la luz que no es absorbido por la melanina es compensada por la energía de la radiofrecuencia.

Fotodepilacion con radiofrecuencia

Qué es la fotodepilación con radiofrecuencia

Continuamente se está en busca de mejores métodos de depilación, que causen menos efectos secundarios, cuyo resultado sea más duradero y pueda ser empleado en cualquier zona del cuerpo, tanto por hombres como por mujeres.

El método de fotodepilación con radiofrecuencia es el método más moderno de depilación definitiva con que se cuenta actualmente. También se conoce como ELOS y es la combinación de la depilación IPL (Intense Pulsed Light, Luz Pulsada Intensa) y la radiofrecuencia.

La fotodepilación con radiofrecuencia permite trabajar con cualquier color de vello o de piel. Esta es una ventaja sobre la depilación láser que requiere que el vello sea oscuro para ser efectivo ya que la luz xenón emitida es absorbida por la melanina de piel y vello.

En la fotodepilación con radiofrecuencia, la melanina capta el haz de luz disparado que se transforma en calor cauterizando vasos sanguíneos de los folículos pilosos. Al mismo tiempo las células de crecimiento son estimuladas por las ondas de radio. En esa combinación de estímulo y calor quedan destruidos los vasos sanguíneos, dejando al folículo cauterizado y sin irrigación.

Así, vemos que en la fotodepilación con radiofrecuencia se compensa el calor que no fue absorbido por el vello, por lo que se emplea menos energía resultando un tratamiento menos agresivo pero más efectivo.

El tratamiento de fotodepilación con radiofrecuencia en términos generales no requiere anestesia, aunque algunas personas muy sensibles al dolor pueden consultar con su médico sobre el uso de algún anestésico local que no ponga en riesgo su salud.

Si la fotodepilación con radiofrecuencia es practicada por personal especializado, puede resultar casi indolora y el enrojecimiento posterior desaparece muy pronto, por lo que resulta un método muy adecuado para la depilación de zonas sensibles.

Además, se requieren menos sesiones que con otros métodos y los resultados son mejores, lográndose una desaparición del vello del 90% o más, cuando con otros métodos lo normal es que sea un 80%. Este sistema es mucho más efectivo en vello superficial que en vello de raíces más profundas.

Los comentarios están cerrados.