Efectos secundarios de la depilación

La depilación, al igual que el afeitado, supone una agresión a la piel, lo que puede conllevar en mayor o menor medida numerosos efectos secundarios, como vellos encarnados, dolor, enrojecimiento, heridas, irritación, quemaduras, varices y manchas. Podemos evitar, o al menos minimizar, muchos de los efectos secundarios de la depilación siguiendo algunos sencillos consejos.

Efectos secundarios de la depilacion

Reacciones secundarias de la depilación

Toda depilación implica una agresión a la piel en mayor o menor grado. Por ello es muy probable que se presenten reacciones posteriores, ya sean temporales o permanentes.

  • Vellos encarnados: son comunes a casi todos los sistemas y pueden evitarse usando productos especiales y exfoliando la piel periódicamente.
  • Dolor: se previene o minimiza aplicando en la piel algún producto anestésico antes de la depilación. La venta de estos productos no requiere receta médica pero debe ser usada cautelosamente para evitar complicaciones serias e incluso la muerte si los componentes llegan al torrente sanguíneo.
  • Enrojecimiento: si es causado por la depilación con pinzas, que es el método más lento de depilación pero que menos efectos secundarios presenta, desaparecerá por sí solo en unos minutos. Tanto la cera fría como la caliente dejan la piel enrojecida e inflamada, por lo que si el vello es muy tupido se debe aplicar en franjas pequeñas para no levantar la piel al retirarla.
  • Lesiones y heridas: también comunes a la depilación con pinzas, se ocasionan al tratar de extraer el vello tirando en sentido inverso a su crecimiento. Igualmente es posible causar heridas con la pinza de depilación al intentar extraer un vello tomándolo justo al nivel de la piel o tratando de introducir la punta dentro del poro.
  • Irritación: es la reacción más frecuente de la depilación con crema y puede ser por sensibilidad a la fórmula, por dejarla más tiempo del indicado o por no usar una crema para depilación adecuada para cada zona. Usando el producto correctamente, es posible evitarla o minimizarla.
  • Quemaduras y varices: son los problemas más frecuentes ocasionados por el uso de cera caliente.
  • Manchas: la depilación laser debe ser aplicada por profesionales cualificados, ya que puede dejar quemaduras y marcas permanentes, además debe usarse un bloqueador solar fuerte. Al contrario, las cremas depilatorias pueden decolorar la piel si no se utilizan correctamente.

Queda claro que antes de elegir cualquier sistema de depilación hay que ser consciente de los riesgos que se corren para poder tomar las debidas precauciones y no tener que lamentarse más tarde.