Bronceado y depilación laser

Dado que en la depilación laser se aplican pulsos de luz que destruyen los folículo pilosos por calentamiento, debido a que la energía lumínica es absorbida por la pigmentación del vello, conviene evitar broncear, ya que a mayor claridad de la piel se obtendrán mejores resultados y existirá un menor riesgo de quemaduras.

Bronceado y depilacion laser

Influencia del bronceado en la depilación laser

Aunque existen métodos de depilación láser para pieles oscuras, a mayor claridad de la piel siempre se obtendrán mejores resultados, por lo tanto, es necesario evitar broncearse cuando se está por acudir a una sesión de depilación láser.

La energía del láser es absorbida por la pigmentación del vello, por lo que estando la piel bronceada se corren riesgos de quemaduras, ya que el láser no distingue entre la pigmentación de la piel y la del vello. De esta manera, se tendrá que utilizar una menor potencia con la piel bronceada, lo que resulta en la eliminación de menos vello por sesión.

Al ajustar la máquina de depilación láser a una piel bronceada se descarta la posibilidad de eliminar el vello delgado y de tonalidad más clara, por lo que se recomienda programar la última sesión de depilación láser antes del inicio del verano, puesto que es cuando la piel está más próxima a su coloración natural y se puede ajustar el equipo a la máxima potencia indicada para el paciente. De esta forma, se puede lograr eliminar el vello por un período de hasta tres meses.

La mayoría de los dermatólogos recomiendan no tomar sol entre 4 y 6 semanas antes de la sesión de depilación láser, y esperar otro tanto antes de broncearse. Además, al hacerlo es importante utilizar un factor de protección solar total.

Asimismo, deben evitarse las cremas autobronceadoras, pues del mismo modo ocasionarán que la piel capte la energía del láser y puede lastimarla.

Lo mismo sucede con las camas de bronceado, pues por un lado tienen una alta concentración de rayos UVA y por otro lado crean el mismo efecto de oscurecimiento de la piel y se tendrán los mismos riesgos de sufrir quemaduras como con el bronceado a la luz del sol.

Los comentarios están cerrados.