Bicicletas eléctricas playeras (cruiser)

Una bicicleta eléctrica playera es una bicicleta playera a la que se ha instalado un motor eléctrico propulsado a baterías que ayuda a avanzar al ciclista. Las bicicletas eléctricas playeras resultan ideales para su uso en ciudad o en las vacaciones en la playa, en verano o en climas calurosos, ya que permiten al usuario mantenerse fresco y descansado en sus desplazamientos, y pueden circular por todo tipo de vías, tanto peatonales como exclusivas para ciclistas.

Bicicletas electricas playeras (cruiser)

Características de las bicicletas eléctricas playeras (cruiser)

En términos generales, las bicicletas playeras son un tipo de bicicletas urbanas que se caracterizan por sus neumáticos anchos de dos pulgadas (26×2,125 pulgadas) similares a los de motocicleta, y su aspecto sólido y pesado. Aunque existen muy diversos modelos, por lo general permiten mantener una postura erguida y cómoda.

Las ruedas anchas no suelen llevar mucha presión, de manera que amortiguan baches, aceras y otras imperfecciones en el camino, lo que proporciona viajes mas suaves y cómodos. Además, regularmente tienen magníficos sistemas de suspensión.

Las bicicletas playeras resultan idóneas para motorizar, ya que se usan habitualmente en un entorno relajado, en verano o en climas calurosos, por lo que permiten al usuario mantenerse más fresco y descansado, evitando sudar. Además, la estructura amplia de las bicicletas eléctricas playeras permite el uso de baterías grandes, para lograr jornadas más largas.

Se dispone de una gran variedad de marcas y modelos de bicicletas eléctricas playeras, desde modelos muy sencillos hasta algunos verdaderamente sofisticados y elegantes que incluso cuentan con paneles y acabados en maderas finas. Muchos de estos modelos llevan oculta la batería para conservar la estética del vehículo. En lo que a estética se refiere, entre las bicicletas eléctricas playeras hay una gran tendencia a los diseños retro.

Generalmente las bicicletas eléctricas cruiser llevan el motor en el eje trasero, pero también las hay que lo llevan en la unidad del pedalier o en la rueda delantera. Se pueden adquirir motorizadas de fábrica o bien podemos convertir una bicicleta playera convencional en eléctrica mediante un kit de conversión.

La autonomía de la batería de una bicicleta cruiser puede variar dependiendo del uso que se le dé, el tipo de ruedas, las características del terreno o peso del usuario. La carga tiene una duración promedio de entre 50 y 60 km. Algunos modelos cuentan con display para controlar el encendido y apagado de las luces LED, el nivel de energía de la batería y el nivel de asistencia deseado.

Al igual que en otros tipos de bicicletas eléctricas, en las bicicletas playeras el tiempo de carga de la batería puede ir de 3 a 6 horas, dependiendo de la marca y el modelo.

Existe una gran variedad de bicicletas eléctricas cruiser en lo referente a peso, diversidad de materiales, tamaños de batería y otros factores determinantes, por lo que es conveniente analizar en detalle todas las posibles opciones antes de tomar una decisión.

Los comentarios están cerrados.