Bicicleta eléctrica GiBike

La GiBike es una bicicleta eléctrica plegable, urbana e inteligente que sólo funciona con su propietario, ya que cuenta con un sistema de bloqueo que se conecta al smartphone de su dueño para funcionar. La bicicleta eléctrica GiBike se pliega en menos de 3 segundos y dispone de transmisión por correa que no precisa engrase, puerto USB para cargar el móvil, ruedas con LED integrados para mejorar la visibilidad y 5 niveles de asistencia.

Bicicleta electrica GiBike

Características de la bicicleta eléctrica GiBike

La GiBike es una bicicleta eléctrica urbana, práctica, inteligente y vanguardista que además sólo funciona con su dueño, gracias al sistema de bloqueo que necesita conectarse al smartphone de su dueño para funcionar. El sistema de candado antirrobo va integrado en su estructura y se activa automáticamente una vez que el dueño se ha alejado 10 m con su teléfono, aunque se puede configurar para que otros usuarios puedan utilizar la bici.

Lleva transmisión por correa de carbono que nunca hay que engrasar, por lo que el usuario no se manchará la ropa. Dispone de un sistema de plegado en menos de 3 segundos y las ruedas llevan luces LED integradas para mejorar la visibilidad. Gracias al puerto USB que incorpora, puede recargar la batería del móvil.

A pesar de tratarse de un fabricante estadounidense, para la bicicleta eléctrica GiBike se ha elegido una motorización que cumple con el estándar europeo para no cerrarse este mercado ni tener que realizar diferentes versiones. Por ello, su motor otorga 250 W para asistir al pedaleo con 25 km/h de velocidad máxima. Cuenta con 5 niveles de asistencia, incluyendo un modo inteligente que analiza el historial de uso y ajusta el nivel de asistencia automáticamente para cumplir con la hora de llegada al destino previsto.

La bicicleta eléctrica GiBike se desarrolló para buscar una solución a la problemática de la movilidad en las grandes ciudades, teniendo en cuenta que la bicicleta es la forma más eficiente para moverse en un entorno urbano. Su autonomía eléctrica de más de 60 kilómetros gracias a su batería de iones de litio permitirá a sus usuarios desplazarse de forma cómoda a su destino sin importar que vayan arreglados de punta en blanco.

La GiBike lleva cuadro de aluminio y viene en dos versiones: una versión eléctrica y otra convencional sin motorizar, de 17 y 12 kilos cada una. Ambas montan ruedas de 26 pulgadas, que no le impiden plegarse en 3 segundos y con un único movimiento. Además, cuentan con un sistema anti-robo que bloquea la bicicleta cuando su conductor se aleja más de tres metros. Dado que el componente más caro es el chasis, que es de aluminio, el fabricante tiene previsto desarrollar un modelo con las mismas características pero en otro material, para que la bicicleta resulte accesible a un público más amplio.

La GiBike tiene detalles que la convierten en muy apta para uso ciudadano, como las luces inteligentes de seguridad (Safety Smart Lights). Estas luces LED se ubican a cada lado de la rueda delantera y se encienden de manera automática por orden del sensor de nuestro teléfono al anochecer. También pueden activarse manualmente a través del móvil con la app para smartphone de la GiBike. Así mismo incorpora una luz LED trasera integrada en el propio cuadro.

Otra de sus funciones de conectividad es su aplicación inteligente (disponible para Android e iOS) que permite, gracias a su integración con plataformas de mapas y redes sociales, chequear imprevistos en la ruta prevista, tales como cortes de tráfico, obras, atascos, tráfico denso o baches.

Los comentarios están cerrados.