Futbolines plegables

Los futbolines plegables son futbolines diseñados de tal manera que pueden plegarse fácilmente, por lo que resultan más sencillos de almacenar y transportar que un futbolín fijo. Por lo general, en los futbolines plegables la superficie de la mesa es de una sola pieza y lo que es plegable son las patas, de tal manera que al plegar las patas la mesa queda en posición vertical, lo que facilita su traslado y almacenamiento.

Futbolines plegables

Características de los futbolines plegables

La creciente afición al fútbol ha incrementado también la afición al futbolín o fútbol de mesa, ya que es una alternativa de diversión bajo techo ideal para espacios reducidos. La habilidad y destreza que se desarrolla en este juego, lo hacen muy emocionante y popular.

Tener un futbolín en casa no siempre resulta sencillo, debido a lo cada vez más reducido de las viviendas actuales. Para satisfacer a esta gran parte del mercado se han diseñado diferentes alternativas, como son las mesas multijuegos, que entre sus opciones incluyen el futbolín. Otra opción es el mini futbolín, que permite colocarse sobre cualquier mesa o superficie disponible, pero puede resultar incómodo debido a sus pequeñas dimensiones. En estos casos la solución adecuada podría ser el futbolín plegable.

Los futbolines plegables ofrecen la ventaja de poder doblar sus patas para almacenarlos cuando no estén en uso. Disponen de ruedas para poder desplazarlos y se pliegan y despliegan muy fácilmente, aún en el caso de mesas pesadas.

A diferencia de los futbolines fijos, para los que es necesario destinar un área donde la mesa deberá permanecer, ya que no ofrece facilidades de almacenamiento, los futbolines plegables son sencillos de almacenar y transportar.

Hay varios tipos de futbolines plegables, algunos portátiles y otros solamente se pliegan de manera que se facilite guardarlos, pero que resultan difíciles de transportar.

Algunos modelos de futbolín portátil ofrecen la facilidad de doblar la superficie de juego en dos partes o más y plegar las patas. De esa forma quedan convertidos en una especie de maleta donde se guardan todos los componentes y que cabe en el portaequipajes del automóvil. Una vez abiertos y armados, pueden resultar de las dimensiones promedio de un futbolín convencional, que permite jugar cómodamente a dos o 4 jugadores.

Otros modelos, cuya superficie de juego es de una sola pieza, tienen la facilidad de poder plegar sus patas de manera que ocupan muy poco espacio al ser apoyados contra algún muro o detrás de una puerta o de algún mueble. Se arman y desarman con mucha facilidad. Algunos modelos muy voluminosos y pesados ofrecen la ventaja de contar con ruedas para desplazarlos sin problemas hacia donde se requiera.

Cuando se armen o desarmen futbolines plegables se recomienda vigilar que las piezas queden bien ajustadas para evitar daños en el futbolín y sobre todo para prevenir accidentes, sobre todo en el caso de los niños pequeños.

Artículos en la categoría "Futbolín"

  1. Guía de compra futbolines
  2. Futbolines con monedero
  3. Futbolines plegables
  4. Subbuteo
  5. Fútbolchapas

Los comentarios están cerrados