Aspiradora sin bolsa

Una aspiradora sin bolsa o aspirador sin bolsa, es una aspiradora que recoge la suciedad en un depósito de recogida de polvo, en vez de hacerlo en una bolsa. Las principales ventajas de las aspiradoras sin bolsa son que se suprime el gasto en bolsas y que ofrecen mayor potencia de aspiración, mientras que presentan la desventaja de que vaciar el depósito de polvo no es tan sencillo como extraer la bolsa, y es posible que la suciedad se escape.

Aspiradora sin bolsa

Características de las aspiradoras sin bolsa

Una aspiradora sin bolsa funciona básicamente igual que una con bolsa. Aspira aire junto con polvo y otras partículas pequeñas y es utilizada para limpiar. Funciona mediante un ventilador que al girar succiona aire a través de un conducto y lo lleva a un depósito donde se encuentran los filtros que retienen las partículas y permiten que por el otro extremo del aparato salga únicamente el aire limpio.

La principal característica de las aspiradoras sin bolsa es que recoge la suciedad en un depósito de recogida de polvo, en vez de hacerlo en una bolsa.

La potencia de una aspiradora sin bolsa la determina el ventilador, el cual es accionado por un motor eléctrico. Está dispuesto de tal forma que succiona aire y partículas, quedándose éstas en el depósito. El aire pasa por los filtros y es expulsado limpio por el otro extremo del aparato. Para vaciar dicho depósito únicamente es necesario abrirlo y volcarlo en el contenedor de basura.

La potencia de aspiración normalmente se puede adaptar a la superficie correspondiente, ya que por ejemplo, para aspirar cortinas hace falta menos potencia que para limpiar una alfombra. Si el depósito está lleno u obstruido, se reducirá la potencia de aspiración.

Las aspiradoras sin bolsa suelen tener tres filtros: uno en el motor, uno en la salida y uno en el depósito. Esto es para proteger el motor y para retener el polvo en el aparato y evitar que vuelva a salir expulsado al aire. Para una mejor conservación de la aspiradora, los filtros deben cambiarse o limpiarse con regularidad, y volverlos a colocar correctamente en el aparato.

Muchos modelos de aspiradoras sin bolsa tienen también la función de aspirar líquidos, por lo que resultan de gran utilidad para lavar muebles y alfombras.

Algunos modelos cuentan con una mirilla para comprobar el nivel de llenado del depósito, o bien disponen de un depósito transparente que permite observar el nivel de polvo acumulado en él.

Las aspiradoras sin bolsa pueden clasificarse en dos grandes grupos:

  • De trineo: dispone de ruedas o rodillos para posarla en el suelo y poder mover la aspiradora fácilmente mientras se realiza el trabajo, por lo que son fáciles de manejar y transportar. Es el tipo de aspiradora más vendido.
  • De mano: cuenta con un asa o mango para su manejo, pero en algunos casos el manejo de este aparato resulta algo pesado. Se suelen guardar en una base de carga fijada a la pared. Son menos frecuentes que las aspiradoras de trineo, por lo que hay menos oferta en el mercado.

Las principales ventajas de las aspiradoras sin bolsa de recogida de polvo son que se evita el gasto de tener que estar comprando bolsas de repuesto, y que su potencia de succión es mayor y más constante que en las aspiradoras que requieren bolsa, ya que la capacidad de aspiración no disminuye conforme el depósito de polvo se va llenando. También evitan la molestias de darse cuenta en plena labor de que hay que cambiar la bolsa y no se tienen repuestos.

Como principal desventaja de las aspiradoras sin bolsa podemos citar que el contenido del depósito no queda sellado, por lo que al abrirlo y vaciarlo es necesario tener precaución para evitar que se disperse, ya que se pueden inhalar partículas de polvo y suciedad, lo que puede causar problemas en personas alérgicas.

Otros aspectos que deben considerarse a la hora de comprar una aspiradora sin bolsa son:

  • Peso: cuanto más pese la aspiradora, más difícil será moverla.
  • Capacidad del depósito: cuanto mayor sea la capacidad del depósito, con menos frecuencia habrá que vaciarlo.
  • Radio de acción: el alcance de la aspiradora desde la toma de corriente depende de la longitud del cable, de la manguera y del tubo de aspiración.
  • Accesorios: las aspiradoras suelen traer varios cepillos. Los cepillos para moqueta o alfombras tienen rodillos para facilitar su movimiento sobre la superficie, mientras que las superficies lisas, como el parqué, se aspiran mejor con cepillos pequeños. Conviene que tenga accesorios y cepillos adicionales para funciones especiales, como la limpieza de ranuras, radiadores y ordenadores.

Para un mejor funcionamiento y durabilidad de estos aparatos es muy recomendable estar al pendiente del estado de los filtros y reemplazarlos en caso necesario.

Artículos en la categoría "Aspiradoras"

  1. Aspiradora con bolsa
  2. Aspiradora sin bolsa
  3. Bolsas para aspiradoras
  4. Aspirador escoba
  5. Aspirador de mano
  6. Aspiradora limpiadora
  7. Cepillo aspiradora para animales
  8. Cepillo turbo para aspiradora

Los comentarios están cerrados